2019-August-12th Sosteniendo la Linea

2019-August-12th Sosteniendo la Linea
 

 
Sosteniendo la Linea
 
 
Me senté esta mañana sabiendo que era hora de enviar el mensaje de las Abuelas aunque no había nada que se moviera dentro de mí. Nada. “Estoy vacía, abuelas”, dije, y luego me quedé ahí sentada, sin esperar que pasara nada. Pero las Abuelas no dependen de que nadie diga nada, así que hablaron. –un buen recordatorio de dónde viene toda esta información.
 
“Te envolvemos -dijeron las Abuelas, señalando con sus brazos-, te envolvemos y te cubrimos con amor para que nada pueda entrar en ti más que el amor. Sujetados así, estarán a salvo”, dijeron, asintiendo con la cabeza para enfatizar su punto.
 
“Piensen en lo que estamos haciendo ahora”, sugirieron, “y lo haremos”. Todo, después de todo, comienza en la mente, así que ¿por qué no pensar en nosotros encapsulándote en amor así? Piensen en eso y déjennos hacer lo que siempre hemos anhelado hacer: abrazarlos con fuerza. Cubrirte y envolverte completamente en amor. Nos hará felices hacer esto”, se rieron, “y los hará felices a USTEDES”.
 
Estos son tiempos de lecciones. Tantos problemas que resolver”, sacudieron lentamente la cabeza, “tanto dolor y pena”. Pero…”, entonces inclinaron la cabeza y sonrieron, “todo eso pasará”. Todo se habrá ido”. Y entonces, como para ahuyentarlo ahora mismo, gritaron: “¡Vete!, y arrojaron sus brazos al aire”.
 
“Tú”, dijeron, mientras se volvían hacia mí, “naciste para la alegría”. No sólo la felicidad explicaron, sino la alegría, la alegría pura y simple. La alegría es tu derecho de nacimiento”, dijeron. “La alegría connota la presencia de Dios, la gran expansión del corazón que sólo la presencia de Dios puede traer. Naciste para esto y nada más”, declararon, y cruzando los brazos con fuerza sobre sus pechos se mecían de un lado a otro sobre sus talones. Noté que ahora estaban parados en una larga fila. Hombro con hombro, parecían una compañía de soldados, mujeres soldados, ancianas. Juntas estaban ‘sosteniendo la línea’.  Y cuando observé su posición me di cuenta de que estar de pie así tenía un propósito. Sus cuerpos estaban creando un muro, un límite que nada podía penetrar.
 
“Abuelas”, dije mientras continuaba mirándolas fijamente, “¿eres tú? Se ven tan formidables ahora,” continué, “tan impenetrables y poderosas.” “Sí”, asintieron con la cabeza, ” estas somos nosotras. Lo que están viendo mientras estamos juntas es el poder del amor. Estamos consagradas al amor”, dijeron, pisando fuerte para enfatizar la palabra. “Nos hemos declarado por amor y aquí estamos. Y nunca cederemos”, agitaron la cabeza. “Nada penetrará el muro de amor que hemos creado aquí, nada más que el amor mismo. Y ahora te estamos llamando para que estés con nosotros”.
 
 
~~~~~~~~~~~~~
 
Las Abuelas nos llevan a trabajar con la Red de Luz para sostener la tierra durante estos tiempos de cambio en nuestro planeta. Según la ciencia, la Red de la Luz es la construcción viva más grande del Universo. Ancla la luz en todo el cosmos y actualmente mantiene firme a nuestro planeta. Hay muchas Redes de Reuniones de Luz que vienen para ayudar a anclar la Red de Luz en todo el mundo. Puedes inscribirte en una reunión en Irlanda, los Países Bajos, Pensilvania o el Norte de California. Si desea unirse a nosotros, vaya a la página de eventos de netoflight.org.  Y si quieres unirte a un grupo regional o empezar uno tú mismo y aprender a trabajar con la Red de Luz, por favor contáctanos. 
 
Para mantener la tierra firme durante estos tiempos tan inestables, difundimos el mensaje de las Abuelas y enseñamos a otros a trabajar con la Red de Luz. Esto lo hacemos como servicio, así que no hay cargo.